¿Cuándo surgió el cerebro humano anatómicamente moderno?

En muchas cosas, los humanos modernos somos diferentes de nuestros parientes evolutivos vivos más cercanos, los monos antropomorfos: vivimos en suelo firme en vez de en los árboles, caminamos sobre dos piernas y tenemos un cerebro mucho más grande.

Las primeras poblaciones del género Homo surgieron en África hace unos 2,5 millones de años.

Esos seres ya caminaban erguidos, pero sus cerebros tenían solo la mitad del tamaño que tiene nuestro cerebro. Sus primitivos cerebros se parecían más a los de los simios, al igual que sus antepasados extintos, los australopitecos. Entonces, ¿cuándo y dónde surgió el cerebro humano típico?

Un equipo internacional dirigido por Christoph Zollikofer y Marcia Ponce de León, del Departamento de Antropología de la Universidad de Zúrich (UZH) en Suiza, ha logrado ahora responder a estas preguntas.

Los investigadores utilizaron la tomografía computerizada para examinar los cráneos de fósiles de Homo que vivieron en África y Asia hace entre 1 y 2 millones de años.

Luego compararon los datos de los fósiles con los de referencia de los monos antropomorfos y los humanos.

Aparte de en tamaño, el cerebro humano difiere del de los monos antropomorfos sobre todo en la ubicación y organización de las regiones cerebrales individuales. Los rasgos típicos del cerebro humano son principalmente las regiones del lóbulo frontal que son responsables de la planificación y ejecución de patrones complejos de pensamiento y acción, y en última instancia también del lenguaje. Dado que estas áreas son significativamente mayores en el cerebro humano, las regiones cerebrales adyacentes se desplazaron más atrás.

Los análisis realizados por el equipo de investigación sugieren que las estructuras cerebrales típicas de los humanos surgieron hace entre 1,5 y 1,7 millones de años en las poblaciones de Homo africano.

Cráneos de algunos de los primeros Homo con un cerebro parecido al de un mono antropomorfo (izquierda) y con un cerebro de tipo humano (derecha). (Imágenes: Marcia Ponce de León y Christoph Zollikofer, UZH)

Fuente: NCYT de Amazings

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *