NFL le dio una “patada” a derrama de $45 millones a la CDMX

Además podría haber un impacto en la inversión por el juego, tanto en el sector público como en el privado

El mal estado de la cancha del Estadio Azteca provocó un “balón suelto” de al menos $45 millones de dólares.

La NFL canceló el partido que se celebraría el próximo lunes entre los Chiefs y los Rams en la capital del País.

Los $45 millones de dólares es la cantidad de derrama económica que generó el partido en 2017 entre los New England Patriots y Oakland Raiders, de acuerdo con cifras dadas a conocer por la Secretaría de Turismo (Sectur).

Un año antes, la derrama en torno al enfrentamiento entre los Raiders de Oakland y los Texanos de Houston fue estimada en aproximadamente $40 millones de dólares.

Además podría haber un impacto en la inversión por el juego, tanto la pública como la privada.

“La inversión que se realiza por parte del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM) con este juego de la NFL en México es de 14.5 millones de dólares por juego y se tendrá un retorno estimado de 5.4 veces la inversión“, indicó la Sectur en un comunicado en noviembre de 2016.

De acuerdo con la dependencia, que citó un estudio hecho por Sport Industry Group EY, el evento en 2016 generó 2 mil 840 puestos de trabajo en la capital mexicana.

Por su parte, el CPTM anunció que en 2016 el partido de la NFL en México atrajo a 21 mil 500 visitantes nacionales y 9 mil 500 visitantes internacionales a la ciudad.

Grupo Televisa, dueño del Estadio Azteca, no respondió a Grupo REFORMA y no compartió específicamente a cuánto asciende los ingresos por taquilla que obtuvieron el año pasado en el partido de Patriots frente a los Raiders. Sin embargo, se dio a conocer que tuvo una asistencia de 77 mil 357 aficionados.

En su reporte financiero del cuarto trimestre de 2017, Grupo Televisa tampoco especifica el monto por las entradas al Coloso de Santa Úrsula, negocio que lo agrupa en su apartado de “Otros Negocios”, en el que reportó ventas por $109.47 millones de dólares en dicho periodo.

Explica ese tipo de contratos

Jean Yves Peñaloza, abogado especialista en temas de entretenimiento y propiedad intelectual, explicó que contratos como el de Televisa y la NFL normalmente se firman con cláusulas de rescisión sometido a las leyes de Estados Unidos que incluso podrían terminarlos anticipadamente en caso de incumplimiento.

“Estos contratos son muy complejos y normalmente se someten a la ley de Estados Unidos. Generalmente, sí determinan cláusulas de rescisión en caso de que no se dé debido cumplimiento a los términos”, dijo.

El especialista en estos temas contractuales dijo que los montos de las penalizaciones dependen de lo que se establezca en los contratos, sin embargo, no descartó que a reserva de saber por cuántos años se firmó para traer partidos de esa Liga a México, podrían terminarlo de forma anticipada y no volver.

“Si el tema de la cancha y el cambio de pasto que sufrió en el verano fue responsabilidad directa de Televisa y Estadio Azteca, pues seguramente serán acreedores al pago de penas por daños y perjuicios”, apuntó Peñaloza.

El del próximo lunes era el último partido que entró en el contrato firmado para 2016, 2017 y 2018, aunque México firmó un nuevo acuerdo en noviembre del año pasado para tres juegos más a desarrollarse en 2019, 2020 y 2021.

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *