¿Por qué algunos países no hacen el cambio de hora de marzo del 2017?

La convención de adelantar los relojes en primavera para ahorrar energía con el horario de verano no ha triunfado en Rusia, Japón y Venezuela, entre otros estados

El cambio de hora de marzo, el que se producirá cuando en la madrugada del próximo domingo, 26, adelantemos nuestros relojes una hora para adaptarnos al horario de verano -o tiempo de ahorro de luz, en inglés ‘Daylight saving time’ (DST)- es una convención adoptada por la mayoría de países occidentales, si bien no todos lo hacen a la vez. En total, son 75 países los que han adoptado esta medida, que consiste en sumarle 2 horas a la hora GMT en primavera y 1 hora más a la hora GMT, en invierno.

Sin embargo, hay un grupo de países que mantienen intactas las manecillas de sus relojes porque, o bien, nunca siguieron la convención o bien un día dejaron de forzar el tiempo. Son los que el próximo fin de semana van a tener las mismas horas para dormir (o para salir de fiesta).

En Europa, por ejemplo, el cambio de hora en primavera (como el del otoño) ya es una costumbre -iniciada durante la primera guerra mundial, y luego con la Alemania de Hitler y afianzada después durante la crisis del petróleo de 1973-, excepto en Bielorrusia y la parte europea de Rusia.

En América del Norte, EEUU, Canadá y México cambian la hora, pero no en todo su territorio. Por ejemplo, Arizona y Hawái no lo hacen; tampoco Sonora, en México, ni Saskatchewan, en Canadá.

Además, en EEUU y Canadá ya han hecho el cambio de hora. Allí, en lugar de programarlo el último fin de semana de marzo, se hace el segundo fin de semana de este mes. Es decir, estos países ya tocaron sus manecillas el pasado 12 de marzo. Esto ocurre desde el 2007, cuando se aprobó la ley de políticas energéticas. Antes, desde 1987 hasta el 2006, las fechas de inicio y final eran el primer domingo de abril y el último de octubre (es más, el Congreso podrá volver a las fechas anteriores una vez que se haya completado un estudio sobre el consumo energético).

México, por su parte, es un caso de lo más curioso, pues el único país del planeta en el que el horario de verano se aplica en dos fechas distintas, en marzo y abril. Esto se debe a que cuando EEUU y Canadá decidieron modificar las fechas de inicio y final en el 2007, México se negó a hacerlo, a pesar del desfase. Por eso, en la mayor parte del territorio el horario de verano entrará en vigor el próximo 2 de abril. A excepción de una franja fronteriza con EEUU, que va con la hora de sus vecinos.

EL MAPAMUNDI SEGÚN EL CAMBIO HORARIO

En el siguiente mapamundi se observa, en azul, las zonas que hacen el cambio de hora en el hemisferio norte, y, en naranja, en el hemisferio sur. En color gris oscuro, las zonas que alguna vez lo aplicaron. Y en gris claro, las que nunca lo han hecho.

AMÉRICA DEL SUR, RUSIA Y CHINA

En América del Sur cambiarán la hora Paraguay, Uruguay, Chile y el sur de Brasil. En cambio nuncan se han sumado Venezuela, Surinam, Guayana y la Guayana francesa. El resto, alguna vez lo hicieron, cuando hubo crisis energética. Por ejemplo, Argentina dejó de cambiar el horario en el 2009, aunque luego ha hecho cambio puntuales en algunas regiones para ahorrar en electricidad.

El caso de Rusia también es digno de comentario. Se introdujo por primera vez en 1917 por el gobierno provisional y cinco meses después el gobierno soviético lo canceló. Volvió a regir de 1981 al 2011. Al año siguiente, Vladirmir Putin habló en campaña de volver a incorporarlo, pero no cuajó.

En el continente asiático, llama la atención que Japón sea el único país industrializado que no se ha sumado a esta medida. China, por su parte, lo probó de 1986 a 1992. Malasia, de 1933 a 1981. Corea del Sur, de 1955 – 1960 y de 1987-1988. Turquía, Irak y Azebaiyán también cambian de horario, al igual que, en Oriente Próximo, Israel, Palestina, Siria, Líbano y Jordania.

ÁFRICA, AUSTRALIA Y OCEANÍA

¿Y qué ocurre en África? La mayor parte del continente nunca se ha adherido, aunque sí lo hacen Libia, Namibia y Marruecos, así como parte del Sáhara Occidental.

Menos de la mitad de Australia cambian de hora (el Territorio de la Capital Australiana y los estados de Nueva Gales del Sur, Victoria, Tasmania y Australia Meridional). Y en Oceanía, también cambian el reloj en Nueva Zelanda y en Papúa Nueva Guinea.

P.D.: En la zona ecuatorial no es necesario ajustar los relojes porque el número de horas de sol diarias es similar durante todo el año.

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *