Río 2016: Increíble triunfo del argentino Del Potro sobre el #1 del mundo Djokovic

Con lágrimas en los ojos, el argentino Juan Martín del Potro se saluda con Novak Djokovic, de Serbia, tras vencerlo en los Juegos Olímpicos de Río 2016, en Río de Janeiro, Brasil

El argentino Juan Martín del Potro, que se afana por recuperar el tiempo perdido a causa de una lesión de muñeca, dio un revolcón al torneo de tenis de Río 2012 al eliminar al primer favorito, al número uno del mundo, el serbio Novak Djokovic (7-6(4) y 7-6(2)).

Del Potro terminó el partido bañado en lágrimas.

“Ha sido algo muy emotivo por todo lo que he luchado para volver al tenis”, afirmó Del Potro tras su increíble victoria. “La conseguí sobre el #1 del mundo, a quien respeto mucho dentro y fuera de la cancha”.

Djokovic, que se marchó entre lágrimas y que sólo había perdido cuatro partidos en lo que va de año, no podrá pelear por el oro olímpico, el único gran premio que le queda a su poblado palmarés.

El serbio, aparentemente nervioso, sobreactuando en las celebraciones y superado por un rival extramotivado, no encontró la fórmula de cortar la entusiasta actitud del argentino.

Del Potro salió fortalecido del Centro Olímpico de Tenis. Una victoria que reactiva una carrera dañada por las lesiones.

La muñeca le obligó no hace mucho al paso por el quirófano. Dos años por la borda poco después de asomarse a la parte alta del circuito, al cuarto puesto mundial meses atrás, en el 2009, de ganar el Abierto de Estados Unidos.

Del Potro, que en Londres 2012 privó al serbio del bronce olímpico, su última victoria de renombre, volvió a tumbar a Djokovic, ganador de siete títulos este año y poseedor de doce Grand Slam, entre ellos el de Roland Garros y Australia en el 2016.

Del Potro, apoyado por la mitad de una grada dividida en un ambiente futbolero, se escondió en su toalla al final. Entre lágrimas. A la espera de que Río 2016 le recupere como jugador. Ahora le espera el portugués Joao Sousa en segunda ronda.

Río de Janeiro, 8 Ago 2016 (AFP) – El argentino Juan Martín del Potro dio la gran sorpresa en el torneo olímpico de tenis al eliminar en primera ronda al número 1 mundial el serbio Novak Djokovic, por 7-6 (7/4) y 7-6 (6-2), este domingo en Rio.

Djokovic, que buscaba el único título que le falta en su carrera, no encontró la manera de desestabilizar al tandilense, que con un gran servicio y un temible golpe de volea, no pareció el jugador al que le han lastrado las lesiones en los últimos años.

Del Potro, que parecía condenado tras el sorteo, se convierte ahora en una de las bazas argentinas para obtener medalla en los Juegos de Rio. Su rival en segunda ase será el portugués Joao Sousa.

Pese a que Djokovic comenzó castigando el revés de Del Potro, sabedor que al argentino le cuesta golpear de esa manera por sus problemas en la muñeca (por la que ha sido varias veces operado), el tandilense se valió de su saque y su derecha para poner en problemas al serbio.

Con un 83% de puntos ganados con el primer servicio y 20 ‘winners’ (por 65% y 10 para el serbio), el argentino mantuvo el tipo en el primer set y si no lo ganó antes fue porque desaprovechó cuatro bolas de ‘break’ en los juegos uno y nueve.

En el ‘tie-break’ mantuvo el nivel y acabó llevándose la primera manga por 7/4 ante una grada en la que se escuchaban cada vez más a los argentinos, pese a que el público carioca recibió a ‘Delpo’ con una estruendosa pitada y a gritos de ‘Djoko, Djoko’.

En el segundo parcial, Del Potro siguió jugando a su mejor nivel, aquel que le llevó a ganar el US Open 2009 y el bronce olímpico en 2012, precisamente ante Djokovic.

Con un gran servicio y una poderosa derecha, el serbio no encontraba la manera de amenazar el saque al argentino. De hecho no tuvo una sola ocasión de quebrar, mientras que el argentino desperdició otras tres a las cuatro malogradas en el primer set.

El desenlace estaba fijado de nuevo en el ‘tie-break’ y ahí el argentino se mostró intratable, con un 5-0 que el número 1 ya no pudo levantar.

En su segunda bola de partido, Del Potro logró la victoria, levantó los brazos al cielo y recibió una gran ovación el mismo público que le había recibido con abucheos.

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *